La Salida De Chévere Nights


¡Saludos a todos!

Al tener un tiempo dilatado sin publicar mis reflexiones hubiera querido retomar mis escritos con un tema menos farandulero, sin embargo me referiré a uno de ellos, no por farándula, sino por lo implícito del contenido: el matiz político y libertad de expresión.

El anuncio de la salida del programa Chévere Nights de la destacada comunicadora y ex reina de belleza, Milagros Germán, de su habitual producción diaria a una semanal, se ha pretendido politizar y han tejido un sinnúmero de versiones y opiniones que en nada se corresponden con la verdad ni mucho menos aportan al debate de la realidad de los medios de comunicación (incluyendo las redes sociales) ni a la libertad de expresión que tanto han zarandeado en estos días.

Los que tenemos (me incluyo) conocimiento del estado de los medios de comunicación audiovisuales conocemos lo difícil que es mantener una producción, sobre todo, la que se realiza diariamente y pretende mantener un nivel de calidad óptimo.

Los costes son muy elevados, sin embargo, es de destacar que "Chevere Nigths" se ha mantenido por 15 años en el gusto de los televidentes. Mas la realidad de los medios de comunicación, en específico la televisión, es que todo es relativo. Y lo que ayer fue un éxito en términos de facturación no tiene porqué serlo toda la vida.

Roberto Cavada, en su programa de noticias, aprovechó para aclarar la situación; expresando que el factor por el cual Milagros Germán suspendía su producción diaria era el factor económico. ¡Y yo le creo!

Le creo por varias razones que voy a resumir: primero, y para mí la más valedera, no es verdad que el gobierno va a narigonear ni arrinconar a Pepin Corripio, el mayor empresario de medios de comunicación del país, quien, con su prestigio, poder económico, pero sobre todo, años de experiencia y un sitial preponderante en esta sociedad; se ha ganado a pulso el ser un personaje respetado por todos, incluyendo los políticos más encumbrados.

 Si Cavada estuviera faltando a la verdad, la misma Milagros, con su forma característica de decir las cosas, estuviera desmintiéndolo.

Si la realidad fuera que la estuvieran sacando de Telesistema por presiones del gobierno, entonces por qué insistir en mantener una producción semanal en la misma planta televisora que en la ficción de los tergiversadores la están echando a patadas.

Por último, la realidad de los medios de comunicación, por más facturación o por más rating, es que llega un momento en donde se debe llevar a cabo una reingeniería para hacer frente a los embates de los nuevos tiempos, sobre todo, cuando los costes de producción se vuelven insostenibles.

Es cierto que la libertad de expresión está sujeta a que los gobiernos la respeten y no la manipulen. Pero el auge de las redes sociales es el escudo que impide que el poder oficialista lacere un derecho fundamental de la constitución, pues no pueden controlar lo que se publica en Facebook, Twitter, YouTube e Instagram.

Lo malo del caso es que esa prerrogativa constitucional fortalecida por las redes sociales, también, se presta para notas capciosas, malintencionadas y falsas.

¡Hasta la próxima!

Esta es la opinión del lector, no de Consuelocity. No está permitido difamar ni injuriar. Consuelocity.com se reserva el derecho de eliminar comentarios ofensivos. Sólo se permiten hasta 500 caracteres. Se recomienda no escribir todo el mensaje en mayúsculas. El lector acepta los documentos Términos de Uso y Política de Privacidad de Consuelocity.com.